Saltar al contenido

Tratamiento antiacné: Elimina los granitos para siempre

agosto 12, 2021

El acné es un padeciendo muy común que sueles afectar a miles de personas. Suele ser muy molesto  y hasta puede perjudircar nuestra autoestima y calidad de vida. Sin embargo, actualmente existen muchísimos tratamiento y alternativas para decirle ¡Adiós! al acné.

Los buenos hábitos son la clave sacar los granitos de la piel, es por eso, que primero que nada, te daremos 3 consejos primordiales, rápidos y efectivos para que tu problema de acné disminuya.

1-. Rutina de limpieza diaria

El acné es causado por un taponamiento de los folículos debido al exceso de grasa y células muertas que se produce en los poros. Por lo tanto, uno de los remedios para el acné será mantener una buena limpieza diaria que ayude a mantener limpios los poros. Lava tu cara dos veces con un jabón neutro o adecuado para su piel. Evita esponjas o cepillos ya que pueden lastimar más tu piel.

2-. ¡No los revientes!

Al hacerlo puedes infectar otras capas más profundas de la piel, provocando más inflamación, enrojecimiento e incluso cicatrices permanentes y si no lo haces de la manera adecuada puedes provocar que la grasa se adentre más en tu piel.

3-. Si usas maquillaje ¡evítalo! Pues tapa los poros y produce más puntos negros.

En las noches no olvides limpiar tu rostro. Si el acné es grado severo, necesitarás un dermatólogo que te recete un medicamento y te ayude a encontrar el mejor de tratamiento de acuerdo con tus necesidades. Si el grado de tu acné es severo te recomendamos acudir con el dermatólogo que te ayudara a encontrar el mejor tratamiento para ti, entre ellos podrían estar:

Medicamentos tópicos

Los medicamentos recetados de aplicación tópica más frecuentes para controlar el acné son los siguientes:

Retinoides y medicamentos similares a los retinoides. Vienen en crema, gel y loción. Los medicamentos retinoides derivan de la vitamina A y comprenden tretinoína (Avita, Retin- A y otros). Lo que hace es evitar que se tapen los folículos pilosos.

Antibióticos. Lo que hacen es matar el exceso de bacterias en la piel y reducir el enrojecimiento

Ácido salicílico y ácido azelaico. El ácido azelaico se encuentra de manera natural en los

Cereales integrales y en los productos de origen animal. Posee propiedades antibióticas. parecen ser tan eficaces como muchos tratamientos convencionales contra el acné cuando se usan dos veces por día durante, al menos, cuatro semanas. es una opción durante el embarazo y la lactancia. Los efectos secundarios comprenden cambios de color de la piel e irritación leve.

El ácido salicílico: puede ayudar a evitar que los folículos pilosos se tapen

Dapsona. Para el acné inflamatorio, especialmente en mujeres adultas, se recomienda

Dapsona (Aczone) en gel al 5 por ciento, dos veces al día. Los efectos secundarios pueden consistir en enrojecimiento y resequedad.

Medicamentos orales

Antibióticos. En el caso del acné moderado a grave, es posible que necesites antibióticos orales para eliminar las bacterias y combatir la inflamación. Los antibióticos pueden causar efectos secundarios, como malestar estomacal y mareos.

Estos medicamentos también incrementan la sensibilidad de la piel al sol. Anticonceptivos orales combinados. La Administración de Alimentos y Medicamentos aprobó cuatro anticonceptivos orales combinados para el tratamiento del acné en mujeres que también desean usarlos como método anticonceptivo. Estos productos combinan estrógenos y progestina (Ortho Tri-Cyclen, Yaz u otros). Es posible que no veas los beneficios de este tratamiento durante algunos meses, por lo que puede ser útil usar otros medicamentos para el acné al mismo tiempo en las primeras semanas.

Los efectos secundarios más frecuentes de estos medicamentos son aumento de peso,

sensibilidad en los senos y náuseas. Una de las posibles complicaciones graves es un

pequeño aumento en el riesgo de presentar coágulos sanguíneos

Terapias

Se pueden sugerir estas terapias en casos selectos, sea de manera independiente o en

combinación con medicamentos.

Láseres y terapia fotodinámica.

Se ha probado una variedad de terapias basadas en la luz con cierto éxito. Pero se necesitan más estudios para determinar el método, la fuente de luz y las dosis ideales.

Exfoliación química.

En este procedimiento, se aplica repetidamente una solución química, como ácido salicílico, ácido glicólico o ácido retinoico. Las mejoras del acné no son duraderas, por lo que, generalmente, se deben repetir los tratamientos.

Extracción de comedones cerrados y comedones abiertos. El médico puede usar herramientas especiales para quitar con cuidado los comedones abiertos y cerrados que no se hayan eliminado con los medicamentos tópicos. Esta técnica puede provocar formación de cicatrices.

Inyección de esteroides.

Las lesiones nodulares y císticas se pueden tratar al inyectarles medicamento con esteroides directamente. Este tratamiento ha dado como resultado una mejora rápida y disminución del dolor. Los efectos secundarios pueden comprender eladelgazamiento de la zona tratada.